Se les llama los "productos químicos para siempre". Las sustancias perfluoroalquiladas y polifluoroalquiladas, también conocidas como PFAS (pronunciadas simplemente como P-fas), forman parte de una familia de miles de sustancias químicas que se encuentran en los objetos cotidianos, como los envases de alimentos. Están en nuestros cuerpos y en la naturaleza, pero es posible que no esté familiarizado con ellos, y no está solo.

Recientemente, nueve ONG europeas analizaron unos 40 tipos de envases de alimentos vendidos en la UE. Alrededor de 32 de ellos habían sido tratados con PFAS.

En declaraciones a Euronews, François Veillerette, portavoz de la ONG Génération Futures, nos dijo que estos productos químicos existen en los envases de todos los días, especialmente entre los envoltorios de comida rápida.

“En envases de papel o cartón, es un uso antigrasa o antimanchas, para evitar que se forme un halo de grasa en la bolsa de patatas fritas por ejemplo, o para evitar ensuciarse los dedos. Por lo que tiene una ventaja muy limitada frente a un posible riesgo de contaminación del cuerpo del consumidor".

La nocividad potencial de estas sustancias es objeto de debate por parte de la comunidad científica. La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria se toma el riesgo en serio. En 10 años, ha dividido la dosis tolerable de PFAS por 1 700, dijeron estos investigadores a Euronews.

“En el período perinatal, puede haber exposición de la madre y, por lo tanto, consecuencias para la descendencia”, dice Muriel Mercier-Bonin, investigadora en Toxicología de Alimentos del INRAE.

“Tenemos casos de aparición de cánceres, efectos en la glándula tiroides y efectos que reducirán el sistema inmunológico”, agrega Hervé Robert, profesor titular de toxicología alimentaria en la Universidad de Toulouse. “Incluso pensamos que durante el reciente campañas de vacunación, los efectos podrían haber sido menores si estuviéramos expuestos a este tipo de compuesto".

Tetra Pak, el líder mundial en diseño de envases para alimentos, ha incrementado sus esfuerzos para producir productos más ecológicos.

"Tetra Pak tiene miles de referencias de envases. No hay PFAS en los envases de Tetra Pak. Excepto por algunas referencias. Están en cantidades tan mínimas que están muy por debajo de lo que preocupa a las autoridades europeas en la actualidad.

La empresa está comprometida con la eliminación gradual de PFAS en un futuro próximo. Otros productores de envases podrían estar obligados a hacerlo por ley en la próxima década.

Mientras tanto, la Comisión Europea anunció a fines de abril que estaba considerando una prohibición gradual de ciertos usos de PFAS, como parte de una importante revisión de la legislación sobre productos químicos que se está negociando actualmente entre Bruselas y los estados miembros.